Un funeral con muertos vivos

Sandra Milhaud.

A mi estimado Luis Andrés Muñía Garay y a las sombras blancas negras y de colores.

Deja un comentario.

Tu dirección de correo no será publicada.

*