El universo imposible de Escher

Carmen de Lucas Vallejo.

Mano con esfera reflectante

Mano con esfera reflectante

El Palacio de Gaviria de Madrid, construido entre 1846 y 1847 por el arquitecto Aníbal Álvarez Bouquel, es una de las joyas arquitectónicas de la capital. Siguiendo, por encargo del banquero Manuel Gaviria y Douza, Marqués de Gaviria, el lujoso modelo de los palacios renacentistas italianos y situado en pleno centro de la capital, en la calle Arenal, su escalera balaustrada y los frescos de Joaquín Espalter y Rull son algunos de los elementos más espectaculares que le caracterizan.

Tras varios años cerrado, se renueva y reabre sus puertas a los madrileños, de la mano del arte y del grupo italiano Arthemisia Group, acogiendo una retrospectiva dedicada al artista neerlandés Maurits Cornelis Escher (Países Bajos, 1898 – 1972), conocido sobre todo por sus grabados y dibujos de arquitecturas enrevesadas que evocan imaginarios imposibles. La exposición que ha girado por todo el mundo con gran éxito, llega ahora a Madrid tras haber pasado por otras ciudades como Bolonia, Roma, Treviso o Milán.

Relatividad (Casa de Escaleras)

Relatividad (Casa de Escaleras)

La muestra, comisariada por Federico Giudiceandrea, acogerá 200 obras del artista, entre las que se encuentran las famosas Mano con esfera reflectante, Relatividad (o Casa de Escaleras) o Belvedere. Se pretende profundizar en la figura de Escher, más allá de su vertiente artística, incidiendo también en su perfil intelectual y matemático. Además en la exposición también se incluyen experimentos científicos, juegos y recursos educativos que ayudarán a los visitantes de todas las edades a comprender mejor sus desconcertantes obras. 

 

Belvedere

Belvedere

Escher fue un prolífico dibujante y escultor, sus estudios de arquitectura, que abandonó al poco tiempo de empezar, y su dominio de las diversas técnicas del dibujo y del grabado y su efervescente y privilegiada mente, fuente inagotable de inspiración y creatividad, le llevaron a le llevaron a crear ilusiones, fantasías y mundos imaginarios en dos y tres dimensiones, proyectados sobre el papel, la madera o cualquier otro soporte, en su mayoría visiones que el artista tenía en sueños. Amante del blanco y negro, de las matemáticas, la simetría y el equilibrio, Supo crear un universo particular de figuras imposibles, verdaderas obras de arte dotadas de vida propia, con la capacidad no solo de conmover al espectador, si no de interactuar con él por medio de ingeniosos recursos. Su universo de creatividad, todo un manantial de ingenio e imaginación brota ante nuestros ojos, con escenarios fantásticos donde se entremezclan los objetos geométricos, las figuras poliédricas, los efectos tridimensionales y las formas imposibles.

Quizá para llegar a entender su talento y sus obras deberíamos analizar lo que el artista dijo de sí mismo: “Mis obras están más cerca de los matemáticos que de los artistas”.

Palacio de Gaviria, Arenal 9, Madrid. Hasta el 25 de junio de 2017.

Ilustraciones: All M.C. Escher works © 2017 The M.C. Escher Company – All rights reserved. 

 

Deja un comentario.

Tu dirección de correo no será publicada.

*